Consequat vitae aenean potenti


Erat donec hendrerit ultrices tempus lectus cursus pretium nulla libero ac lacus vehicula at ad urna

  • Pharetra a
    Felis convallis orci enim phasellus vulputate
  • Integer in
    Id habitant aenean litora quisque mi massa ut
  • Molestie a
    Risus nisi ac arcu ac ultricies habitasse leo
  • Elementum!
    Mauris et ante volutpat proin nam malesuada a
  • Feugiat in
    Convallis lacinia faucibus arcu tellus primis
  • Ut nisi mi
    Ipsum senectus primis sem ultrices elit porta
  • Dolor urna
    Sit egestas orci nibh etiam eu quisque turpis
  • Turpis vel
    Nam ut mattis eu dapibus quis lacus lectus ac
  • Id dapibus
    Nam tristique hendrerit viverra pretium hac a

Hemorroides


¿Qué son las hemorroides?

Se trata del engrosamiento y descenso de un tejido situado al  final del canal anal .Se trata de un tejido con abundantes vasos sanguíneos. Pueden ser externas o internas. Las externas están bajo la piel del ano y las internas se localizan en la parte inferior del recto, aunque pueden protruir hacia fuera a través del ano.

¿Qué síntomas producen?

El síntoma más frecuente es la emisión de sangre roja tras la defecación bien sobre las heces o en el papel higiénico. Las hemorroidesinternas, si no protruyen fuera del ano, no suelen doler. Si protruyen (de forma intermitente o permanente) ocasionan disconfort, picor  anal o dolor. Una hemorroide interna puede ocasionar un cuadro agudo de dolor, especialmente si ha protruido (“prolapsado”) y no puede regresar al interior. Las hemorroides externas pueden presentar  trombosis, adquiriendo el aspecto de un bulto duro, violáceo y muy doloroso en la parte externa del ano que puede sangrar al romperse.

¿Qué causa las hemorroides?

No se sabe con certeza. Pueden influir varios factores:

-       Estreñimiento crónico o diarrea

-       Esfuerzos importantes durante la defecación

-       Estar sentado en el váter durante periodos prolongados

-       Escasez de fibra en la dieta

-       Embarazo (por el aumento de la presión en el abdomen)

¿Producen cáncer las hemorroides?

No. No existe ninguna relación entre las hemorroides y el cáncer. Sin embargo, los síntomas de las hemorroides, sobre todo el sangrado, pueden ser parecidos a los del cáncer colorrectal y otras enfermedades del aparato digestivo. Por ello, es importante no dejarlo y estudiar todos esos síntomas.

¿Cuál es el tratamiento de las hemorroides?

La dieta y el cambio en el estilo de vida deben ser el paso inicial para tratar las hemorroides y suelen ser suficientes si los síntomas son leves. Una dieta rica en fibras, la ingesta abundante de líquidos (1,5-2 litros al día), el evitar estar más de 10 minutos en el váter y evitar esfuerzos bruscos durante la defecación suelen ser medidas efectivas. Los baños de asiento (en el interior de agua templada durante unos 10 minutos) pueden también proporcionar algo de alivio (cada 4-6 horas y tras las deposiciones).

Las hemorroides que no responden al tratamiento conservador,  pueden requerir otros tratamientos:

Tratamiento mínimamente invasivo

-  Ligadura (banda) elástica: la banda se coloca en la base de la hemorroide, interrumpe la circulación y la hemorroide se desprende, dejando una cicatriz. Suele hacerse  en Consulta sin anestesia y de forma ambulatoria. Suele requerir varias sesiones. Si persisten los síntomas estaría indicada la cirugía.

-  Electrocoagulación con rayos infrarrojos: muy bien tolerada,  estaá indicada en el sangrado persistente

-  Esclerosis: se interrumpe el riego sanguíneo de la hemorroide mediante la inyección de una sustancia química en su base.

 Cirugía 

- Hemorroidectomía.

La hemorroidectomía extirpa el tejido excesivo que causa el sangrado y la protrusión. Se realiza bajo anestesia y suele requerir una hospitalización y un período de inactividad laboral. Se utiliza para: a) trombosis hemorroidal externa, b) cuando se produce un sangrado persistente que no mejora con los tratamientos anteriores o c) las hemorroides que protruyen y no pueden ser reducidas. Las hemorroidectomías con láser no ofrecen ninguna ventaja respecto a las técnicas operatorias clásicas, son muy caras y, contrariamente a la creencia popular, no son menos dolorosas.

 - Anopexia circular mecánica (Operación de Longo). 

No extirpa las hemorroides sino que las recoloca en el interior del ano para intentar mejorar los síntomas (sangrado, prolapso,…). Tiene muy buenos resultados en la Hemorroides grado III y en el prolapso mucoso. El postoperatorio es muy bien tolerado. No está recomendado en las hemorroides con gran componente cutáneo. 

- Desarterialización Hemorroidal total (THD)

Consiste en la ligadura y desconexión de las ramas arteriales que nutren las hemorroides. El procedimiento es muy bien tolerado en el postoperatorio y no altera la anatomía de la zona. Estaría indicado en las hemorroides  grado II-III con sangrado persistente que no responde a procedimientos conservadores en consulta.

                  

Lacus aenean donec nunc per eu

Himenaeos lectus etiam eu ante neque donec primis rhoncus nec diam, justo pretium nibh ultricies lobortis iaculis congue ullamcorper netus etiam sodales, posuere ultrices tortor litora fusce amet auctor ullamcorper ornare. Nulla vivamus habitasse aenean rhoncus aenean tincidunt pretium porta, in interdum odio neque sit venenatis ad aptent, nec posuere ut habitasse nullam porta quisque. Arcu etiam tempor ultricies aenean erat est ipsum vehicula, adipiscing hendrerit etiam tincidunt imperdiet sollicitudin.

Iaculis curabitur mi

Mauris sagittis metus posuere per, taciti viverra sollicitudin congue, vivamus accumsan leo.

Sollicitudin gravida

Malesuada aliquam libero mollis hendrerit praesent etiam ad, non dolor aliquam phasellus scelerisque.

Nibh in ut tempor et

Tincidunt elit condimentum dolor amet arcu quam nisi, erat etiam donec vulputate dictum at.